Última Hora

El Ministerio de Salud informó que, a partir de este domingo 1° de noviembre, se permitirá la asistencia de hasta 300 personas a las iglesias grandes que así lo permitan.

En estos establecimientos tendrán que respetar la distancia de 1.8 metros entre burbujas sociales y el uso de la mascarilla es obligatorio en todo momento.

Además, el servicio religioso no puede exceder la hora y treinta minutos.

La institución rectora de la salud en Costa Rica aclaró que los feligreses no podrán realizar cánticos, solo se permite el acompañamiento musical de instrumentos de percusión y cuerdas: el uso de instrumentos de viento está prohibido. 

"Por último, se faculta que la persona que oficia el servicio pueda no hacer uso de la mascarilla por un espacio máximo de 45 minutos, con la debida utilización del sistema de sonido que le permitirá no elevar la voz, y siempre y cuando exista al menos cinco metros de distancia entre dicha persona y los feligreses. Para cualquier otra intervención de algún miembro de la comunidad religiosa, se exige el uso de mascarilla", indicó el Ministerio de Salud en un comunicado.