Última Hora

Alajuelense comenzó la era Albert Rudé con una labrada victoria ante el Santos de Guápiles por 1-0 que fue más difícil de lo pensado.

La Liga de Rudé no brilló, más bien el algún tramo del partido le costó encontrar el camino al área rival y tras de todo algunos jugadores como Marcel Hernández no anduvieron finos en puntería.

Entre los cambios que mostró fue una mayor circulación de la pelota, pero por momentos se excedió, sobre todo en los pases cortos entre la defensa. A Rudé le gusta salir jugando desde atrás y eso se nota.

Eso aprovechó el Santos para hacer una rápida lectura de su rival y presionó la salida con mucha incomodidad para los leones.

Ahí estuvo el buen acierto de la Liga al mantener un buen dibujo de su línea defensiva que fue impenetrable pese a la insistencia de un Paradela y Bryan López.

En Alajuelense, ante la ausencia de los seleccionados la creación recayó en el joven Aarón Suárez, que ha mostrado que está para asumir el reto de sustituir a Bryan Ruiz o Alex López, pero aún le falta mucho recorrido, aunque pareciera que va por buen camino.

Pero ante el Santos la creación le costó y se vio reflejado en el equipo.

Fue hasta que Carlos Mora recibió un centro en el área y le sirvió el pase a Ian Lawrence para que el joven anotara de pierna derecha el 1-0 al 54.

Para Lawrence, de 19 años, significó su primer gol en Primera División en apenas 17 compromisos en la máxima categoría.

Alajuelense terminó echado atrás con la insistencia de Santos encima, y todavía más luego de la expulsión de Ian Smith que los comprometió todavía más para los últimos minutos.

Al final, Rudé comenzó con el pie derecho su primer partido como entrenador de un primer equipo. Un debut que será recordado siempre por él, pero no por la afición rojinegra que no vio un Alajuelense muy vistoso.

La victoria le permite a la Liga ponerse en el segundo lugar con 24 puntos y bajar al Santos (23) al tercer puesto.

Youtube Teletica