Última Hora

Conozca todo sobre los diversos tipos de pasta, aprenda algunos consejos para su mejor preparación y desbancando algunos mitos que estamos acostumbrados a escuchar pero que no son necesariamente ciertos.

Mitos y realidades

Mucho se dice sobre la pasta y su preparación y todos tenemos diferentes maneras de hacerla, pero… ¿Estamos en lo correcto? El chef Fabián Alvarado de Alpiste le ayuda a descubrirlo.

Mito 1: El agua de cocción de la pasta debe llevar aceite para que no se pegue. 

Realidad: Lo correcto es que solamente lleve sal, aproximadamente 10 gramos por cada 100 gramos de pasta.

Mito 2: La pasta debe estar en la olla cuando el agua hierve.

Realidad: Lo correcto es que el agua ya esté caliente cuando la pasta ingresa a la olla.

Mito 3: El agua de cocción debe solamente tapar la pasta.

Realidad: Por cada 100 gramos de pasta, se debe utilizar 1 litro de agua.
 
Mito 4: Para confirmar que la pasta ya está cocida a su punto, debemos tirarla a la pared y ver si se pega.

Realidad: Esto no es correcto, cada tipo de pasta tiene un tiempo de cocción establecido, se debe revisar en su respectivo empaque.

Mito 5: Cuando la pasta esté lista, debemos enfriarla con agua fría.

Realidad: La pasta no debería de enfriarse, solamente si sobra y se va a utilizar en una ensalada fría.

Mito 6: Todas las salsas van bien con todo tipo de pasta.

Realidad: No, hay salsas recomendadas para cada tipo de pasta. Pastas cortas con salsas blancas y largas con salsas rojas.


Después de conocer la realidad de las cosas, o en este caso, de la pasta, es necesario entonces resumir algunos consejos para que ahora sí nuestras pastas queden absolutamente perfectas, como hechas en Italia:

•    La salsa siempre tiene que estar lista antes que la pasta, siempre debe esperar a la pasta y no al revés.

•    Calentar en una cazuela un litro de agua por cada 100 gr. de nuestra pasta elegida, la medida recomendada por persona. Estas proporciones, que normalmente vienen indicadas en los envases, ayudan a que la pasta no se pegue entre ella. Y siempre intentar utilizar una cazuela grande, la mayor de la cocina, a ser posible con bordes altos, ya que así se puede mover la pasta bien para que no se quede pegada.

•    Para que la pasta quede al dente tenemos que estar muy pendiente al tiempo indicado en el empaque, cada tipo de pasta tiene una duración diferente de cocción.

•    Salar de manera correcta el agua de cocción de la pasta.

•    Utilizar la salsa más indicada para cada tipo de pasta.

Más que un carbohidrato

Aunque es una de las comidas favoritas y más versátiles, la pasta es muchas veces desprestigiada por ser un carbohidrato. Sin embargo, a pesar de ser un producto calórico y rico en hidratos de carbono, su contenido en grasas es mínimo y tiene muchos otros beneficios como:

•    Tiene un gran porcentaje de hierro.

•    Contiene vitamina A.

•    Ácido fólico.

•    Zinc.

•    Es un producto básico de la dieta mediterránea y se puede combinar con un amplio abanico de salsas, y acompañar de ensaladas y carnes.

•    La dieta mediterránea es considera la más saludable del mundo.

•    Es un producto muy versátil para combinar con vegetales.

•    Es un alimento muy gustado por los niños.

•    Ayudará a equilibrar el proceso digestivo debido a que la fibra es parte de su composición.

•    Su alto valor energético lo hacen un alimento idóneo para personas que realizan una alta actividad física.

Gracias al intercambio cultural de nuestro país, la pasta se ha convertido en un platillo infaltable en nuestra gastronomía, con ingredientes que le dan un toque más criollo. Se consume con achiote, tomate y carne de cerdo en trocitos. Otros platos preferidos son la sopa de fideos, los fettuccine, los caracolitos (Tofe), los gnocchi, los tallarines (Tagliatelle), el calzone, la focaccia, los cannelloni y lasagne.

“Cerca del año 1990, se abrió la economía de libre intercambio y hubo una baja importante de impuestos a productos importados, lo que permitió traer a Costa Rica productos más premium, de alta calidad y a un precio más accesible. Eso abrió una ventana de oportunidades, junto con la presencia de muchos restaurantes italianos que ayudaron a dar a conocer nuevas recetas de pasta.”, declaró Pietro Poma, Gerente General de Alpiste Costa Rica.

Muchas de estas pastas lograrían una cohesión tan fuerte, que ahora son parte integral del casado, el plato más tradicional del país, y en el bochinche caribeño.

“Vivimos en un país donde la cultura italiana nos ha aportado en todos los aspectos del desarrollo como país multicultural, y damos las gracias al intercambio étnico y lo vemos reflejado en nuestra cuchara al mezclar el sabor criollo con la esencia italiana, tanto así que no vemos un Costa Rica sin degustar deliciosos platos a base de pasta”, finalizó el Chef Alvarado.

Es desde 1995 que el 25 de octubre se celebra como el Día Mundial de la Pasta.