Última Hora

Durante la comparecencia del extécnico de la Selección Nacional, Jorge Luis Pinto, este martes como testigo en el juicio entre los seleccionados Bryan Ruiz, Celso Borges y Keylor Navas ante dos exdirectivos por supuestas difamaciones ocurridas en julio del 2018, Pinto reveló muchos detalles que ocurrieron durante el Mundial de Brasil 2014 e incluso llegó a asegurar que “la verdad será revelada algún día” en el momento que se dio el anuncio de su salida.

Esto lo reveló hoy en el I Circuito Judicial de San José, pues Pinto aseguró que en una reunión previa le indicaron que cuatro futbolistas amenazaron con dejarse perder juegos con tal de que el técnico fuera cesado y que le pidieron no decir nada por riesgo para la Tricolor y el “golpe anímico” para el país.

Entre lo más relevante de las declaraciones del colombiano, Pinto indicó que la “disciplina” fue la clave del éxito para un “Mundial extraordinario” y que los futbolistas se adaptaron a su forma de trabajo en todo momento.

“Todos los entrenadores Mitchell, Capello, y yo somos exigentes, todos los grandes, yo prefiero que me digan que soy exigente a que soy relajado”, mencionó.

Además, indicó que durante el Mundial no visitó la habitación de ningún jugador, tal y como lo dijeron Keylor Navas y Celso Borges en sus declaraciones.

“En el Mundial 2014 no fui nunca a una habitación, lo hacía el médico, que era su obligación, pero jamás en la vida fui a una habitación, sí quería que durmieran temprano y tuvieran un orden”, indicó.

Aunque aceptó que esta práctica es muy común en otros entrenadores.

“Es muy normal ir a una habitación dentro de una concentración, no es nada extraño y ustedes entrevistan a 10 equipos y les dirán lo mismo, si había un horario de dormida, eso es un orden de vida”, expresó.

Precisamente sobre ese horario, Pinto explicó que algunos futbolistas se desvelaban jugando póker.

“Había algunos jugadores que jugaban póker, había permiso hasta las 10:30 p.m., después se hizo una sala de juegos que tenía mesa en un gran esfuerzo. Algunos les gustaba jugar hasta las 3 a.m. pero no se podía, hay un orden normal como todas las selecciones del mundo y está de testigo Adrián Gutiérrez que tenía que buscar a los futbolistas”.

Tras la comparecencia del extécnico de la Tricolor, Jorge Luis Pinto, el juicio se suspendió y se reanudará hasta el próximo lunes cuando se analicen las pruebas documentales, así como del periodo de conclusiones en I Circuito Judicial de San José.

Se espera que el por tanto del caso se llegue a dar unos días de esta etapa.