Última Hora

El pasado jueves el Ministerio Público comunicó oficialmente a la Federación Costarricense de Fútbol sobre la formulación de la acusación y solicitud de apertura a juicio contra los exfederativos Eduardo Li Sánchez y Rafael Vargas Brenes por el presunto delito de administración fraudulenta.

Ante esto la Federación Costarricense de Fútbol (Fedefútbol) explicó que esta causa nació a raíz de una denuncia que el actual presidente de la federación, Rodolfo Villalobos, interpuso en su momento, para determinar si hubo actuaciones irregulares en contra del ente federativo.

De ahí que la Fedefútbol asegura que:

-El viernes anterior en la Asamblea ordinaria, el fiscal de la Fedefútbol, don William Sequeira informó a los asambleístas de esta causa.

-A raíz de lo anterior, este martes el Comité Ejecutivo de la Fedefútbol en sesión extraordinaria (y como acuerdo unánime del Comité), decidió ejercer su derecho de constituirse como querellante y actor civil en el proceso.

Tras la investigación del Ministerio Público también determinó que el perjuicio inicial para la Fedefútbol ascendería a la suma de $172.000.