Última Hora

Muchos todavía recuerdan los goles de Jewisson Bennette en la Primera División.

Delantero explosivo, de dribbling endemoniado y carácter recio, que en una buena tarde era capaz de apiñar varios rivales a la vez en su camino hacia el área.

Bennette estuvo en selecciones menores e incluso disputó el Mundial Sub 20 de Catar 95, así como fue seleccionado mayor.

Ahora el legado del apellido lo traslada su hijo a la Selección Sub-20 dirigida por Vladimir Quesada y que se entrena para la próxima eliminatoria de la categoría, aún sin fecha debido a la pandemia.

Quesada -quien enfrentó a su papá en la cancha muchas veces- está incluyendo en las convocatorias a Jewison Bennette Villegas, que con solo 16 años cumplidos en junio ya busca un puesto definitivo entre futbolistas de mayor edad.

“Mi papá me ha llevado de la mano en este deporte”, explicó Jewison hijo, luego de una de las prácticas en el Complejo Deportivo Fedefútbol Plycem. “Cuando la gente oye mi nombre, de inmediato lo recuerda”, añadió.

Pese a su corta edad, el joven Bennette ya ha participado en torneos en Italia, Estados Unidos y Belice, donde se coronó campeón de la Copa Uncaf Sub16 con Costa Rica.

“(Mi papá) Me dice que trabaje con humildad, que el fútbol es de momentos, y que por más que te sintás arriba no podés bajar nunca la guardia”, afirmó.

Su tío Try también figuró en el balompié nacional años atrás, principalmente con el Deportivo Saprissa, y estuvo en el grupo que disputó el Mundial de Clubes del 2005. También compartió con Jewison padre la experiencia del Mundial Sub 20 de Catar 95.

“De todo eso que ellos vivieron uno trata de sacar algo”, agregó el juvenil.

Todo apunta a que este apellido seguirá vigente en el fútbol nacional por varias décadas: detrás vienen los gemelos Nick y Mike, quienes ya empiezan a deslumbrar en categoría sub 12. El vivero de los Bennette promete seguir germinando.