Última Hora

La Federación Italiana de Fútbol (FIGC), en respuesta al intento de creación de una Superliga, adoptó este lunes una nueva regla que prohibirá participar en la Serie A, el campeonato nacional, a los equipos que se comprometan en una competición privada.

Un club que se uniera a "competiciones no reconocidas por la Federación, la UEFA y la FIFA", perdería de oficio su afiliación al campeonato, dijo el presidente de la FIGC, Gabriele Gravina, al término de un comité federal.

Tres clubes italianos formaban parte de los doce que anunciaron la semana pasada un proyecto privado de Superliga que competiría con la Liga de Campeones. El Inter de Milán anunció el pasado miércoles su retirada tras la marcha de los seis clubes ingleses, pero la Juventus y el AC Milan fueron menos claros y no precisaron si dejaban o no este proyecto.


App Teletica