Última Hora

El aspirante oficialista a gobernador del estado mexicano de Guerrero, Félix Salgado Macedonio, acusado de abuso sexual, impugnó por segunda vez este domingo la anulación de su candidatura en las elecciones de junio, algo que deberá resolver el Tribunal Electoral.

"Tenemos toda la confianza en las señoras y señores magistrados para que resuelvan en confianza apegados a la ley. No pedimos, exigimos ser restituidos de nuestros derechos", dijo Salgado Macedonio al salir de la sede del Instituto Nacional Electoral (INE), donde presentó su impugnación.

El aspirante del gobernante Movimiento Regeneración Nacional (Morena, izquierda) agregó que denunciará a los consejeros del INE que anularon su candidatura y subrayó: "No hay plan B. Voy a ser el candidato de Morena".

El INE anuló el pasado 25 de marzo por primera vez la candidatura de Salgado Macedonio por no haber presentado los informes de gastos de precampaña que obliga la ley.

Después de que Morena impugnara esa decisión, el Tribunal Electoral ordenó que el INE revisara la sanción, y el pasado martes el instituto electoral acabó ratificando la anulación de la candidatura.

En un primer momento, Salgado Macedonio, exalcalde de Acapulco y amigo personal del presidente Andrés López Obrador, amenazó con ir a "buscar" a los consejeros del INE a sus casas y prometió que "no habrá elecciones" en Guerrero si no le regresan la candidatura. Pero el miércoles afirmó que acatará "lo que el Tribunal Electoral" decida.

El presidente del Tribunal Electoral, José Luis Vargas, es partidario de no cancelar la candidatura de Salgado Macedonio, quien lidera las encuestas en Guerrero.

La sanción no está relacionada con las acusaciones de abuso que pesan sobre Salgado Macedonio, quien habría violado a una menor en 1998 y abusado de una periodista en 2016, entre las cinco acusaciones que pesan en su contra.

López Obrador, quien siempre ha respaldado a Salgado Macedonio, denunció que el INE cometió un "atentado a la democracia" al suprimir su candidatura.

El próximo 6 de junio, 94 millones de mexicanos pueden acudir a las urnas para elegir a los 500 diputados federales, 15 de 32 gobernadores estatales, 30 congresos locales y 1.900 ayuntamientos, en lo que se consideran las elecciones más grandes del país.