Última Hora

El atentado que provocó al menos 22 muertos durante un concierto el lunes por la noche ha conmocionado al mundo del fútbol, que este martes lanzó mensajes de apoyo al "pueblo de Mánchester" en la víspera de la final de la Europa League en la que el United se enfrentará al Ajax en Estocolmo.

"Sé, incluso tras el poco tiempo que he pasado aquí, que el pueblo de Mánchester estará junto como si fuera uno", dijo el portugués José Mourinho, entrenador de los Diablos Rojos desde hacer un año.

Lea también: Policía identifica a kamikaze de Mánchester como Salman Abedi de 22 años

En señal de luto, los jugadores del United guardaron un minuto de silencio este martes por la mañana en el centro de entrenamiento de Carrington, donde se reforzaron las medidas de seguridad.

La dirección del club decidió también anular la tradicional conferencia de prensa previa al partido.

"Como padre y como ser humano, lo que ha ocurrido me entristece profundamente. Mis pensamientos están con todos los afectados por esta tragedia", dijo por su parte David Beckham, una leyenda en Old Trafford.

"Devastado por las noticias de esta mañana. Mis pensamientos y oraciones van para los afectados", tuiteó por su parte Wayne Rooney, jugador emblemático del Mánchester United.

"Muy triste de escuchar estas noticias procedentes de Mánchester. Mis pensamientos a las familias y amigos de las víctimas", dijo por su parte Cristiano Ronaldo, la estrella del Real Madrid y exjugador del United.

Mensajes de toda Europa.

El otro gran club de la ciudad, el Mánchester United, también multiplicó los mensajes de apoyo a las víctimas del atentado perpetrado en uno de los accesos del Manchester Arena, una sala de conciertos con capacidad para 21.000 personas, al final del concierto de la estrella del pop estadounidense Ariana Grande.

El atentado suicida reivindicado por el Estado Islámico (EI) provocó al menos 22 muertos y cerca de 60 heridos, varios de ellos niños.

Lea también: Manchester: el ataque "prácticamente inevitable" que, sin embargo, sorprendió a los servicios de seguridad de Reino Unido

"Los pensamientos y las plegarias de nuestros propietarios, dirigentes y todos los que forman parte del Mánchester City están con la gente de Mánchester y todos los afectados por los horribles acontecimientos de anoche en el ataque al Manchester Arena", publicó el club inglés en su web.

El City precisó que su estadio, el Etihad Stadium "está siendo utilizado como centro de apoyo" y que todos los que necesiten asistencia pueden dirigirse "al acceso número 11" del recinto.

El entrenador Citizen Pep Guardiola tuiteó: "Conmocionado. No puedo creer lo sucedido anoche. Mis profundas condolencias a las familias y amigos de las víctimas. #Ilovemanchester".

Según la prensa española, la esposa y las dos hijas del técnico catalán se encontraban en el Manchester Arena asistiendo al concierto en el momento del atentado, aunque ninguna de las tres sufrió heridas.

La conmoción ha traspasado las fronteras inglesas y ha llegado a todos los rincones de Europa.

El rival del United, el Ajax holandés, también publicó mensajes de apoyo a las víctimas y su entrenador Peter Bosz admitió que tras el atentado "la final ha dejado de tener el brillo que debería haber tenido".

Minuto de silencio antes de la final.

Los dos gigantes del fútbol español, Real Madrid y Barcelona, también expresaron su pesar. 

El Real Madrid "muestra su más profunda consternación por el atentado cometido en Mánchester y quiere transmitir su solidaridad con las víctimas y sus familiares y amigos", afirmó el club blanco en un comunicado oficial, en el que también "desea la pronta recuperación de los heridos".

Poco antes, también el Barcelona había publicado un mensaje en la red social Twitter expresando su "solidaridad y apoyo a las víctimas y familiares" del atentado.

También la instancia máxima del fútbol europeo, la UEFA, se declaró "consternada" y anunció que se guardará un minuto de silencio antes de la final, en la que los jugadores ingleses lucirán brazaletes negros.

La UEFA también quiso lanzar un mensaje de tranquilidad: "No existe actualmente ninguna información específica que podría sugerir que una de las actividades de la final de la Europa League en Estocolmo pueda ser el objetivo de ataques".