Última Hora

Internacional

Hombre se entrega en Costa Rica tras haber estado 10 años escapando con su hijastra

Scott Kelley fue arrestado, después de 10 años de haber escapado los Estados Unidos con su hijastra, Mary Nunes y su madre, Genevieve Kelly.

Adrián Fallas 20/4/2015 16:16

Scott Kelley fue arrestado después de 10 años de haber escapado los Estados Unidos con su hijastra, Mary Nunes y su madre, Genevieve Kelly. El sujeto se entregó a las autoridades en la embajada estadounidense en Costa Rica.

Los hechos ocurrieron el pasado 13 de abril, cuando el sujeto se presentó a la sede diplomática con su hijastra y de allí fueron trasladados desde el Juan Santamaría hasta el aeropuerto Hartsfield-Jackson de Atlanta, donde Kelley fue arrestado.

Los Kelley y Nunes tenían 10 años de haberse dado a la fuga, luego de que en diciembre del 2004 Mark Nunes obtuviera la custodia de su hija, que debía someterse a un tratamiento médico no especificado, de acuerdo con la información del sitio del Daily Mail británico.

La madre, Genevieve, que al igual que Mark es médica, decidió llevar a Mary a Colorado en búsqueda de una segunda opinión. Allí fue diagnosticada con un trastorno de estrés postraumático.

Allí acusó a Mark de abusar sexualmente de la menor y procedió a huir hacia América del Sur, acompañada por Scott, maestro y su actual esposo.

La División de Menores de Colorado exoneró de cualquier culpa al padre y concluyó que cabía la posibilidad que Mary fuera abusada por la mujer.

Aun cuando se realizaron búsquedas por Canadá, Estados Unidos y América del Sur, Scott, Genvieve y Mary desaparecieron del mapa.

El 13 de noviembre del año anterior, Genavive reapareció, solicitando ayuda médica para un hijo que nació mientras se encontraba huyendo. Ella se negó a dar información sobre el paradero de Scott y de Mary.

Estos aparecieron el pasado 13 de abril en la embajada, solicitando la documentación para viajar de vuelta a los Estados Unidos.

Al llegar a los Estados Unidos fueron detenidos.

Mientras Mary se encuentra libre, Scott y Genevieve enfrentan cargos por interferir en el derecho de Mark de tener custodia sobre su hija Mary.