Última Hora

El entrenador del Bayern Múnich Hansi Flick indicó este viernes que en el corto plazo quiere continuar en su puesto pero que no excluye reemplazar a Joachim Löw como seleccionador alemán tras la Eurocopa.

"No me preocupo de todas las cosas que pasan en el exterior, deseo seguir aquí, tener éxito con el Bayern Múnich y ganar numerosos trofeos", declaró en una conferencia de prensa, previa al duelo del sábado contra el Werder Bremen.

Pero preguntado varias veces por los periodistas si excluía categóricamente solicitar ser liberado del contrato con su club, que concluye en 2023, para volver al equipo nacional, rechazó ofrecer una respuesta.

Antes, otros entrenadores alemanes de renombre, como el técnico del Liverpool Jurgen Klopp o el del Leipzig Julian Nagelsmann declinaron estar interesados por la vacante que se abrirá cuando finalice la Eurocopa en julio.

Flick dejó planear la duda, cuando es considerado por los medios como uno de los favoritos para reemplazar a Joachim Löw, que esta semana anunció su salida de la selección tras 15 años como entrenador principal.

El actual entrenador del Bayern fue adjunto de Löw entre 2006 y 2014, por lo que conoce perfectamente al equipo. Incluso el director deportivo de la Mannschaft Oliver Bierhoff consideró que sería "una locura" no sondear a Flick.

Las dudas no son del gusto en el gigante bávaro, cuyo presidente Karl-Heinz Rummenigge rechazó en una entrevista en febrero la posibilidad de dejarlo partir.

Flick no parece esta temporada totalmente satisfecho en el Bayern. Los medios han publicado regularmente sus tensiones con el director deportivo Hasan Salihamidzic, sobre todo acerca de la política de fichajes.

"Incluso en las parejas hay a veces desacuerdo", dijo Flick este viernes, calificando su relación con Salihamidzic como "completamente normal", aunque a veces "no hay un acuerdo perfecto".