Última Hora

Corea del Norte disparó el miércoles dos misiles balísticos al mar, indicó el ejército de Corea del Sur, días después de que el aislado régimen comunista anunciara ensayos exitosos con misiles de crucero de larga distancia.

Este país con armas nucleares ha lanzado "dos misiles balísticos no identificados" desde el centro de su territorio hasta el mar de Japón, que separa la península de Corea y Japón, señaló un comunicado del ejército surcoreano.

"Las agencias de inteligencia de Corea del Sur y Estados Unidos están llevando a cabo un análisis detallado", añadió el ejército, sin dar detalles del alcance de los misiles.

Este nuevo lanzamiento coincide con la llegada a Seúl del ministro de Relaciones Exteriores de China, aliado diplomático clave y principal sustento comercial y humanitario de Corea del Norte.

Hablando a los medios antes de conocerse el suceso, el ministro Wang Yi deseó que todos los países ayudaran "a la paz y la estabilidad en la península de Corea", según indicó la agencia de noticias surcoreana Yonhap.

"Por ejemplo, no solo el Norte, también otros países están implicados en actividades militares", continuó.

"Pero habiendo dicho esto, todos tenemos que trabajar juntos hacia la reanudación del diálogo", añadió.

El lunes, la Agencia Central de Noticias Coreana (KCNA) había anunciado ensayos exitosos durante el fin de semana de un nuevo modelo de "misil de crucero de larga distancia".

La agencia calificó esta tecnología como "un arma estratégica de gran importancia".

Imágenes del diario Rodong Sinmun mostraron el momento en que un misil salía de uno de los cinco tubos en un vehículo de lanzamiento en medio de una bola de fuego, así como un misil en vuelo horizontal.

Analistas señalaron que esta arma representa un avance importante en la tecnología bélica norcoreana, que aumenta su capacidad de evitar los sistemas de defensa al lanzar ojivas a Corea del Sur o Japón.

Según la agencia norcoreana, los misiles mantuvieron una trayectoria de vuelo de dos horas y alcanzaron blancos a 1.500 kilómetros de distancia.

Corea del Norte está sometida a sanciones internacionales por sus programas de armamento nuclear y de misiles balísticos, que asegura desarrollar para evitar una invasión estadounidense.

Sin embargo, el régimen dirigido por Kim Jong Un no tiene prohibido desarrollar misiles de crucero.

Los enviados para Corea del Norte de Estados Unidos, Japón y Corea del Sur se reunieron en Tokio a principios de semana.

El representante estadounidense Sung Kim reiteró que Washington confía en que Pyongyang "responda positivamente a nuestras múltiples ofertas para reunirnos sin condiciones".

Las conversaciones nucleares entre ambos países quedaron paralizadas tras el fracaso de la cumbre de 2019 en Hanói entre Kim Jong Un y el entonces presidente Donald Trump.

Bajo el mandato de Kim, el Norte ha acelerado su evolución armamentística, pero no ha realizado ningún test nuclear ni ha lanzado ningún misil balístico intercontinental desde 2017.