Última Hora

Cientos de obreros de fábricas de tractores y automóviles de Minsk, la capital bielorrusa, iniciaron una huelga este viernes para denunciar la brutal represión de las manifestaciones contra la cuestionada reelección del presidente Alexandre Lukashenko.

Los obreros y empleados se reunieron en los patios de las fábricas MTZ (tractores) y MAZ (vehículos), según periodistas de la AFP.

Las protestas contra la victoria de Lukashenko, oficialmente con el 80% de los votos y juzgada fraudulenta por los manifestantes, fueron reprimidas violentamente por las fuerzas del orden, con un saldo de dos muertos, decenas de heridos y al menos 6.700 detenidos.

La candidata presidencial opositora de Bielorrusia, Svetlana Tijanóvskaya, llamó este viernes a manifestaciones "pacíficas" en todo el país durante el fin de semana para denunciar esa represión.