Última Hora

Los clubes de la Primera División de fútbol de El Salvador anunciaron este martes que acordaron revertir la decisión de formar una liga independiente de la Federación Salvadoreña de Fútbol (Fesfut).

La decisión de volver a reconocer la autoridad de la Federación fue comunicada por los 12 clubes de la máxima categoría, de los cuales 11 se habían declarado en rebeldía ante la Fesfut.

"En sesión extraordinaria de presidentes celebrada el día 26 de septiembre del presente año, se acordó con once votos la creación de una liga independiente, por lo que en la asamblea extraordinaria celebrada este día (lunes) acuerda: por unanimidad revocar el acuerdo", consigna la nota al ente federativo.

La resolución de renunciar a establecer una liga independiente, se produjo luego que el lunes, el vicepresidente de la Fesfut, Hugo Carrillo, anunció que habían enviado una nota a los equipos para a más tardar a las 17H00 locales (23H000 GMT) de este martes comunicaran oficialmente la decisión que habían adoptado la semana pasada.

Además la Comisión de Deportes de la Asamblea Legislativa (Congreso) se aprestaba a llamar al presidente de la Fesfut y del Instituto Nacional de los Deportes (Indes) para que informaran sobre el incidente.

En el ambiente también se comenzaban a escuchar reclamos de jugadores de los equipos.

El pasado fin de semana la Liga Mayor suspendió todos los encuentros de fútbol por la discrepancia entre los clubes y la federación.

El pasado jueves, los clubes argumentaron que desconocían la Fesfut por su "nula" representatividad y la culparon de los fracasos del país en competencias internacionales.

Los dirigentes deportivos demandaron una nueva elección de su directorio para volver a reconocer la autoridad de la Fesfut.

Tras el fracaso de crear una liga independiente, el presidente de la Asociación de Clubes de Liga Mayor, Lisandro Pohl, anunció que renunciará a su cargo en los próximos días.

Los clubes de Liga Mayor reanudarán los encuentros del torneo apertura el próximo fin de semana.

El futbol salvadoreño afronta un bajo nivel competitivo desde 2013 cuando casi toda la selección mayor fue disuelta por amaños y sus jugadores fueron separados de por vida.

Presente en los mundiales de México-70 y España-82, El Salvador quedó eliminado de la clasificatoria de la Concacaf para el Mundial de Rusia-2018.