Última Hora

El Celtic de Glasgow se impuso 2-1 al Aberdeen este sábado en la final de la Copa de Escocia, con lo que pudo conseguir el triplete de su fútbol (liga-Copa-Copa de la Liga).

El costarricense Cristian Gamboa estuvo en el banquillo de suplentes del Celtic y pese a no ver acción en el partido celebró así el triplete junto a sus compañeros de equipo. 

Este triunfo culmina el trabajo de los hombres de Brendan Rodgers esta temporada, en la que el Celtic brilló en su campeonato, acabando invicto con 106 puntos, 30 más que el segundo, el Aberdeen.

En la final de la Copa de este sábado, el Aberdeen abrió el marcador en el minuto 9 por medio de Jonny Hayes, antes de que Stuart Armstrong (11') y luego el australiano Tom Rogic (90+2') permitieran el triunfo del Celtic.