Última Hora

Los Angeles, Estados Unidos | Las autoridades de California indicaron este jueves que investigan un posible primer caso de coronavirus en Estados Unidos de alguien que no viajó a zonas golpeadas por el patógeno ni estuvo en contacto con enfermos, aunque aseguraron que el riesgo en la región se mantiene bajo.

El estado vigila a unas 8.400 personas para asegurarse de que no son portadoras del nuevo coronavirus, indicó Gavin Newsom, gobernador de California, donde hasta ahora se reportaron 33 casos positivos. Cinco pacientes fueron trasladados después a otros estados.

Entre los enfermos hay una mujer en el condado de Solano, cerca de San Francisco, que no viajó a ninguna zona de riesgo ni entró en contacto con enfermos de COVID-19.

Esa paciente, hospitalizada en el norte de California, tuvo por tanto un llamado contagio comunitario y podría ser el primer caso así en suelo estadounidense.

"Sabíamos que era inevitable que esto ocurriera", indicó el ejecutivo. "Lo que sorprendió a las personas aquí (del equipo médico) es que no pasara antes".

Su equipo médico ha asegurado que el riesgo por el virus es bajo e indicó que la investigación sobre este posible caso comunitario comenzó el miércoles.

"No podemos dar todos los detalles", pero "estuvo en su comunidad por varios días" antes de "acceder a cuidados médicos", dijo el secretario de Salud de California, Mark Ghaly. "Su condición evolucionó y luego se le hizo la prueba, pasaron días desde que los síntomas aparecieron y se le hizo la prueba".

"La investigación comenzó ayer" y abarca "el espectro de los individuos desde su casa hasta el sistema hospitalario, y todo está siendo revisado con mucho cuidado", señaló por su parte Sonia Angell, directora de Salud Pública del departamento de Salud.

"Se está contactando cualquier individuo con el que pudiera tener contacto (con la paciente) y expuesto, y están siendo aislados", añadió.

- "Estamos listos para todo" -

La investigación busca determinar si de hecho se trata del primer caso de contagio comunitario, lo que representa un mayor desafío en el combate al virus.

"Estamos listos para todo", señaló Angell. "Pero entendemos que este caso que estamos discutiendo hoy marca un punto de inflexión" por lo que "estamos expandiendo nuestras actividades de vigilancia, aumentando nuestra capacidad" de acción.

Newsom precisó que los 8.400 vigilados incluyen viajeros que llegaron de zonas afectadas.

El gobernador señaló además que el estado contaba con apenas 200 kits de pruebas, que aumentarían "exponencialmente" con la asistencia del gobierno federal.

Unas 82.560 personas han sido infectadas en todo el mundo y 2.813 han muerto, según el último conteo de la AFP de este jueves a las 17h00 GMT, basado en fuentes oficiales.

El número de muertes en la China continental -excluyendo los territorios semiautónomos de Hong Kong y Macao- asciende a 2.747, de un total de 78.497 casos.

Según el último recuento de la AFP, 66 personas han muerto fuera de la China continental desde el inicio de la epidemia, de un total de 4.063 personas infectadas.

Hasta el miércoles, había 60 casos confirmados en los Estados Unidos.