Última Hora

El presidente Joe Biden denunció el martes el "racismo sistémico" que "mancha" el alma de Estados Unidos, tras el juicio en el que el expolicía blanco Derek Chauvin fue condenado por la muerte del afroestadounidense George Floyd. 

"El veredicto de culpabilidad no traerá de vuelta a George", dijo en un breve discurso televisado desde la Casa Blanca. Pero puede marcar el momento de un "cambio significativo", agregó, llamando a la nación a "unirse".

"Tenemos que escuchar. 'No puedo respirar, no puedo respirar': estas fueron las últimas palabras de George Floyd", recordó Biden. "No podemos dejar que mueran con él. Debemos seguir escuchando esas palabras. No debemos alejarnos".

Además, el mandatario señaló: "Algunos, agitadores y extremistas que no tienen interés en la justicia social, intentarán explotar las emociones crudas". 

"No podemos dejar que tengan éxito", advirtió.