Última Hora

La canciller alemana, Angela Merkel, terminó este viernes su cuarentena de 14 días en su domicilio de Berlín y fue a la cancillería, después de dar negativo en tres ocasiones al nuevo coronavirus, declaró el portavoz del gobierno.

"La canciller vuelve hoy (viernes) a su lugar de trabajo", pero sigue dirigiendo el país por videoconferencia, precisó Steffen Seibert en rueda de prensa.

El 22 de marzo, la canciller, de 65 años, decidió aislarse, después de haber estado en contacto dos días antes con un médico contagiado.

Desde entonces, Merkel se hizo tres pruebas de detección del nuevo coronavirus y las tres fueron negativas. Sin embargo, decidió quedarse en cuarentena durante 14 días en su casa.

En una grabación, la dirigente, en el poder desde 2005, admitió que el confinamiento era difícil, sin poder estar en contacto con sus ministros y consejeros.

Desde el inicio de la crisis en Alemania, la canciller ha visto como su popularidad iba mejorando, puesto que una parte de la población está satisfecha con la gestión de la epidemia, que en el país se está cobrando menos vidas que en otros Estados europeos.

El viernes, el instituto Robert Koch, a cargo del control de la epidemia, anunció que las medidas de restricción impuestas en Alemania hasta el 19 de abril están dando sus frutos y comienzan a frenar la propagación de la COVID-19.

Alemania cuenta con 79.696 casos oficialmente declarados (+6.174 en 24 horas) y 1.017 muertos, según el instituto Robert Koch.