Última Hora

El belga Marouane Fellaini, único futbolista que juega en la élite china que dio positivo al coronavirus, salió del hospital después de tres semanas internado, anunció su club.

"Fellaini fue examinado y tras estimar que está curado, pudo salir del hospital hoy (martes)", anunció en un breve comunicado el Shandong Luneng, club de Jinan (este), donde el belga de 32 años está con contrato desde hace un año.

El exjugador del Manchester United deberá pasar ahora catorce días en cuarentena, como lo prevé el protocolo en China, antes de poder plantearse un regreso a los entrenamientos.

Fellaini, fichado en febrero de 2019 por 7,2 millones de euros, colgó en Instagram videos de él haciendo ejercicio en su habitación, cuando estaba en el hospital en la ciudad de Jinan.

En una actualización enviada este martes en la red social, escribe: "Ha llegado la hora para mí de dar las gracias desde el fondo de mi corazón al personal médico del hospital, al personal de enfermería, así como a mi club y a su personal médico por haber cuidado de mí con tanta amabilidad y por haberse ocupado de hacerme sentir cómodo durante mi estancia".

"Lo más duro está superado. Continuemos luchando, es importante", añadió Fellaini, que marcó doce goles y logró cinco asistencias en 34 partidos en su primera temporada con Shandong Luneng.

El anuncio de su enfermedad, el 22 de marzo, justo después de su regreso a China, había roto las esperanzas de una reanudación rápida de la Chinese Super League, el campeonato nacional.

China, desde donde partió la pandemia del COVID-19, controló, según las cifras, la propagación del coronavirus, pero las autoridades temen ahora una segunda ola, procedente de casos importados del extranjero.