Última Hora

Washington, Estados Unidos | La flamante primera dama Jill Biden y la vicepresidenta Kamala Harris, así como el presidente Joe Biden, eligieron este miércoles vestir ropa de diseñadores estadounidenses como Ralph Lauren, Christopher John Rogers o Markarian para la ceremonia de investidura, una tradición de larga data.

Joe Biden y el marido de Harris, Doug Emhoff, optaron en sus trajes por el diseñador que más simboliza la moda estadounidense: Ralph Lauren. Biden escogió una corbata color lavanda.

Ralph Lauren es un habitué de las esferas del poder, y vistió a Melania Trump para la ceremonia de investidura de su marido Donald Trump en enero de 2017, cuando llevó un conjunto celeste cielo formado por un vestido entallado y una torera.

La esposa de Biden, Jill, se inclinó por la pequeña marca Markarian, cuya diseñadora Alexandra O'Neill ideó para ella un vestido de tweed y un abrigo azul océano con solapas y puños de terciopelo en un tono más oscuro.

Aunque fundó su marca recién en 2017, la diseñadora instalada en el Garment District de Nueva York ya ha vestido a varias celebridades como la actriz Laura Dern o la cantante Lizzo.

"Es un honor increíble vestir a la Dra. Biden hoy", declaró O'Neill a la AFP. "Siento con mucha humildad que soy una pequeña parte de la historia estadounidense".

Kamala Harris, la nueva vicepresidenta, seleccionó a dos jóvenes diseñadores afroestadounidenses,Christopher John Rogers y Sergio Hudson, y vistió un conjunto violeta integrado por un vestido largo y un abrigo haciendo juego.

Adepto de un estilo colorido y de un nuevo glamur, Christopher John Rogers participó por primera vez de la semana de la moda de Nueva York en septiembre de 2019.

"Una carta de amor"

Pero quien se robó el show fue la cantante Lady Gaga, que entonó el himno nacional con un vestido inmenso de fiesta de torso azul noche cerrado hasta el cuello y amplísima falda roja con cola de la marca parisina Schiaparelli, diseñado por su director artístico, Daniel Roseberry, así como con un inmenso broche dorado de una paloma de la paz sobre el corazón.

"Como un estadounidense que vive en París, este atuendo es una carta de amor al país que tanto extraño y a una artista cuyo trabajo admiro desde hace mucho tiempo", dijo Roseberry al New York Times.

Le siguió en el escenario una Jennifer Lopez vestida de blanco inmaculado, toda en Chanel: pantalón ancho con un cinturón de cadenas, blusa con grandes volados en el pecho, abrigo blanco largo y profusión de grandes joyas en manos, muñecas, orejas y cuello.

Durante los dos mandatos de su marido, la ex primera dama Michelle Obama también vistió regularmente diseños de creadores estadounidenses negros, latinos o asiáticos, más que nadie en su rol anteriormente.

Este miércoles Michelle Obama, como Harris, escogió a Sergio Hudson para su atuendo: un polo y pantalón ancho color berenjena, con un cinturón de hebilla dorada, y un abrigo largo del mismo color.

Aunque comenzó la presidencia de su marido escogiendo a Ralph Lauren, Melania Trump en general luego vistió la ropa de creadores europeos, sobre todo de italianos como Dolce & Gabbana, Gucci o Prada.