Última Hora

Tracy Calvo y Fabricio Gamboa concretaron su historia de amor: se casaron el sábado anterior. 

Su amor es muy especial, ya que le ganó al cáncer. Estos jóvenes costarricenses se comprometieron en el Hospital Calderón Guardia, antes de que Fabricio atravesara una riesgosa cirugía por metástasis en los dos pulmones.


Tras nueve meses de compromiso, se casaron el 13 de marzo en Hacienda Pinares.

“En toda la ceremonia lo que más hubo fue gratitud a Dios por permitirnos llegar ahí, después de un futuro tan incierto por la salud de Fabri, yo la verdad sentía que estaba viviendo una historia de cuentos de hadas”, contó Tracy a este medio.

Sobre el momento que más disfrutaron, Tracy contó que fue la ceremonia por el mensaje que dio el pastor.

“Caló muchísimo en nuestros corazones, habló del amor, del respeto, la importancia de Dios en la relación”, dijo.

Hicieron una “boda de arenas”: cada uno vierte arena en un recipiente y el propósito es que los granos de arena se unan y después sea imposible separarlos. 

“Metimos una tercera fuente de arena que es Dios, quien nos hizo el milagro de que esto se llevara a cabo”, relató la novia.

Durante los votos, muchos de los invitados no lograron contener las lágrimas. 

En su primer baile hubo un pequeño tropiezo, a pesar de haberlo practicado mucho, pero Tracy dice que seguro nadie lo notó. 

Después, la novia realizó una coreografía con sus damas de honor, por supuesto bailes de TikTok que no podían faltar.