Última Hora

Andrea Salas, esposa de Keylor Navas, estuvo de visita en el país para celebrar el primer año de su cadena de negocios llamada Electro Body Center.

Teletica.com logró conversar con ella de manera exclusiva y nos reveló varios detalles de sus proyectos, así como de lo que se perfila será la fundación que creará en el país junto a su compañero para ayudar a los niños.

“Keylor y yo somos muy familiares. Nosotros quisiéramos ayudar a todos, pero no se puede. Nos vamos centrar con una fundación para la niñez. A los dos nos encantan los niños por esta razón tenemos varios proyectos en mente”, comentó la esposa de Keylor.

Según Salas, ella espera que para finales del 2017 o principios del 2018 todo esté formalizado.

“En este momento Keylor y yo estamos 'embarazados' (por la creación del proyecto). La idea principal es ayudar a los niños de Costa Rica. Esto nos llena de mucha felicidad”, agregó Salas, quien no adelantó detalles sobre cuál población infantil a la que irá destinada su ayuda.

Además de hablar de la fundación, nos habló del éxito que ha tenido su centro de ejercidos que se ubica en Santa Ana, Heredia y ahora en Pinares de Curridabat.

“Yo había apostado por el negocio desde que lo probé en Madrid. Verlo crecer es una ilusión muy grande. Yo hago ejercicio todos los días y de Electro Body solo hago tres días. Yo espero que ahora que tenemos tres locales, logremos estar en toda Costa Rica”, añadió.

Salas al ser consultada sobre la posibilidad de crear un negocio deportivo más grande en el país –como un gimnasio- expresó que se encuentra dándole forma a su idea. La tica radicada en España, confesó que cuando visita el país no puede evitar comerse un buen platillo de plátano maduro.

“Me encanta en plátano maduro, las tortillas con doble queso. Aquí en Costa Rica uno sube de peso. Además de eso los picadillos y un buen casado. Con eso estoy feliz”, expresó entre risas.

Andrea Salas afirmó que no sabe si regresará al país a vivir de nuevo, ella solo sabe que seguirá a su esposo hasta donde sea y hasta que la muerte los separe.

“Aquí tenemos nuestra raíces y nuestra familia. Aquí tenemos muchos vínculos. En algún momentos regresaremos a esta hermosa tierra”, explicó Salas.

La costarricense cerró la entrevista con un mensaje positivo para todos los que quieren lograr sus metas.

“Yo creo que todos debemos soñar en grande, y para que todo funcione dejárselo todo a Dios, ya que muchas veces el miedo no nos deja continuar. Cuando ya tenemos eso ganado, debemos seguir adelante”, finalizó.