Última Hora

A Marisol Nichols, quien interpreta a Hermione Lodge en 'Riverdale', no le bastó con ser una famosa actriz, sino que decidió ser también una agente encubierta del FBI.

La estadounidense de 46 años ha sido agente encubierta durante seis años, según lo develó al medio Marie Claire. 

En el artículo comentó que ha estado colaborando en la lucha contra el tráfico sexual infantil y, a pesar de su fama, ha pasado desapercibida en los casos en los que ha trabajado.

La actriz informó que su experiencia llegará a la pantalla en una serie de televisión creada por Sony Pictures Television.


"Decir que estoy más que emocionada con este próximo proyecto es quedarse corto. Una mezcla de dos de mis pasiones en una. Verdaderamente, un sueño hecho realidad", comentó Nichols al compartir la noticia en su Instagram.

El segundo trabajo de Nichols no ha sido difícil por sus dotes para la actuación. En su cargo del FBI, le daba vida a una madre que buscaba vender a su hijo o interpretaba a una joven que se ofrece a sí misma para los depredadores.

Durante una operación encubierta, la actriz se encontraba en un motel esperando capturar a un depredador tras publicar anuncios en una web clandestina solicitando sexo con niños.

Nichols habló con los pedófilos por el teléfono con un tono de preadolescente para así lograr atraerlos a la habitación. La operación fue exitosa y lograron capturar a 12 hombres.