Última Hora

El Reino Unido perdió 730.000 empleados entre marzo y julio, su peor caída desde la crisis financiera de 2009, y la pobreza y la precariedad avanzaron a raíz de la pandemia, indicó este martes el Instituto Nacional de Estadísticas británico (ONS, por sus siglas en inglés).

En cambio, y siempre según la ONS, la tasa de desempleo se mantuvo en 3,9% para el periodo de abril a junio, cerca de su nivel más bajo en 45 años. 

Más de 7,5 millones de británicos fueron colocados en paro técnico en junio, para recibir ayudas gubernamentales al empleo. Estas personas están en teoría empleadas a pesar de que no trabajan. 

El número de personas en desempleo técnico subió a más de 9,3 millones de personas, indicó el gobierno a mediados de julio. 

La ONS precisó que los trabajadores más jóvenes o de más edad, así como quienes ejercen una actividad manual, fueron los más afectados por la pérdida de un trabajo remunerado a raíz de la pandemia de nuevo coronavirus.