Última Hora

El viceprimer ministro polaco, Jaroslaw Kaczynski, líder de facto del gobierno polaco y del ultraconservador y nacionalista Ley y Justicia (PiS), se enfrentará a partir del próximo miércoles a una moción de censura en el Parlamento.

El calendario del Sejm (cámara baja polaca) ha incluido este jueves de forma provisional el debate de la moción de censura impulsada por los opositores de Plataforma Civil (PO) para el 9 y 10 de diciembre.

El escrito acusa a Kaczynski de dividir y polarizar a la sociedad polaca, de promover la salida de Polonia de la UE, de destruir las instituciones del Estado y de ser impredecible.

Además, pesa sobre él haber deteriorado la seguridad de las mujeres polacas, en una referencia directa a la reciente sentencia del Tribunal Constitucional -en respuesta a una querella del PiS- que resultó en el endurecimiento de la ya de por si restrictiva ley polaca del aborto.

"El futuro de Polonia y su desarrollo depende de que Kaczynski pierda el poder", aseguró el líder de la liberal PO.

El presidente del grupo parlamentario de La Izquierda, Krzysztof Gawkowski, explicó que, en "momentos difíciles" la oposición debe presentar una "voz única".

La portavoz del PiS, Anita Czerwinska, restó por su parte importancia a la iniciativa parlamentaria de la oposición y criticó al PO por enredarse en "frívolas peleas políticas" en lugar de "ayudar a los polacos en los tiempos difíciles de la pandemia".

Kaczynski, que supervisa las carteras gubernamentales de seguridad, accedió al gobierno polaco el 6 de octubre de este año, aunque desde hace años se le considera el cerebro detrás del gobierno del primer ministro Mateusz Morawiecki.

El PO envió al Sejm la moción de censura el 20 de noviembre. La Izquierda se unió posteriormente.