Última Hora

Unas 900 personas de un colegio de Bielefeld (noroeste de Alemania), entre alumnos y profesores, se encuentran en cuarentena después de que se detectasen varios casos entre los menores a raíz de una fiesta familiar.

Las autoridades sanitarias locales han informado que en relación a esa celebración se han registrado 36 casos positivos por COVID-19, de los que diez son alumnos del colegio afectado.

La fiesta se celebró la semana pasada en un espacio privado, según una portavoz de la ciudad de Bielefeld, que agregó que ya el viernes se empezaron a rastrear los contactos de los casos positivos.

La emisora local "Radio Bielefeld" agrega que la cifra de afectados podría aumentar, pues aún no se ha logrado identificar a todas las personas que han tenido contacto directo con los infectados.

Boda con centenares de invitados

También se han disparado los nuevos casos de coronavirus en la vecina ciudad de Hamm. Se trata de un brote independiente del de Bielefeld, aunque también a raíz de una celebración familiar, una boda con varios centenares de invitados.

Por último, en Hünxe la policía disolvió una fiesta de cumpleaños con un centenar de invitados porque no se cumplían las normas de seguridad de la pandemia (distancia de seguridad, lista de invitados para posibilitar el rastreo). Uno de los invitados fue detenido por resistencia a la autoridad.

Bielefeld, Hamm y Hünxe pertenecen al estado federado de Renania del Norte-Westfalia (oeste), el que tiene más casos de coronavirus (68.720) y el tercero con más muertos por o con COVID-19 (1.865), tras Baviera y Baden-Württemberg (ambos al sur).