Última Hora

En un barrio de Heredia hay una señora que todos los años en esta época, hace un rompope tan apetecido que hasta leyendas del Club Sport Herediano como Víctor “Mambo” Núñez hacen fila para comprarlo.​

Pero no solo el exdelantero, también el futbolista Erick Marín, símbolo de lucha tras vencer en tres oportunidades el cáncer que padecía, es otro cliente de esta señora, quien por cierto, es la abuelita de su hijo.

Se trata de Mayela Loaiza, mejor conocida en el barrio como doña Maye”. Su secreto está en un “baño maría” a la hora de prepararlo, y si quiere ver cómo estas dos figuras del fútbol se apuntan a probarlo repase la siguiente nota.