Última Hora

Cartaginés luchará hasta el final por su clasificación, aunque no depende de sí mismo.

Los brumosos necesitaron de un penal en los últimos minutos para derrotar 2-1 a un incómodo Guadalupe FC que complicó en demasía a los brumosos.

El triunfo le permite a los blanquiazules aferrarse a la esperanza de clasificar en la última fecha, eso sí, son conscientes de que depende otros resultados.

Por eso ante Guadalupe era un partido para no dejar de soñar. Conociendo los resultados del sábado donde Herediano clasificó a semifinales y San Carlos dio un paso muy importante, los brumosos llegaban obligados al triunfo para mantener la esperanza.

Pero el rival, sin nada que perder, fue más duro de lo que pensaban e incluso por momentos parecieran merecer mejor suerte.

Los guadalupanos juegan bien y responden en momentos claves, pero extrañamente los marcadores no se le dan.

Sin embargo, Cartaginés fue el primero en irse arriba en el marcador por intermedio del goleador Marcel Hernández en un excelente cabezazo tras un tiro libre de Paolo Jiménez. Era el 1-0 al minuto 15.

Cartaginés bajó los brazos y Guadalupe FC empató al 41’ por intermedio de Arturo Campos tras una enorme jugada de Carlos Martínez por la banda derecha.

Motivados más por la necesidad que por el buen fútbol, los brumosos pisaron el acelerador, pero sin un rumbo claro.

No fue hasta que el propio Campos derribó en el área a Julio Cruz. Penal para el Cartaginés y el mexicano concretó sin titubear para el 2-1 definitivo al 79’.

Con el triunfo, Cartaginés llega a 33 punto y deberá esperar un traspié de San Carlos y Jicaral.

Además, deberán derrotar a Limón FC para así poner un pie en las semifinales. Algo difícil, pero no imposible.