Última Hora

La meta de los integrantes del Club Sport Cartaginés para este torneo de Apertura es superar lo realizado en el campeonato que recién finalizó y para eso se preparan para enfrentar los largos traslados que deben realizar para jugar de visita contra las oncenas de su grupo.

No cabe duda que el rival directo de los brumosos para dejarse un puesto será el Saprissa, máximo favorito del grupo por ser el actual campeón, pero también aparece San Carlos, un club con aspiraciones serias y con una planilla de alto nivel.

Los brumosos respetan rivales, y en el caso del nicaragüense, Byron Bonilla no hay rival directo sino más bien cinco adversarios dignos con los que deberán luchar.

“Todos son competencia, no podemos menospreciar a cualquier equipo, tenemos que pensar que todos los juegos serán finales, queremos ganar todos los partidos y eso nos ayudará a clasificar”, señaló Bonilla.

En el caso del zaguero, Heyrel Saravia, los partidos ante los rivales más fuertes son los que definirán el futuro del grupo.

“Sería una falta de respeto decir que vamos a pelear solo contra San Carlos, yo entiendo que Saprissa al ser campeón lo meten ahí, pero ese segundo lugar tiene que ser de nosotros”, indicó Saravia.

Con la variación en el formato de juego, los clubes tendrán que jugar ida y vuelta con rivales de su propio grupo, y por los que se le asignaron al Cartaginés, los brumosos deberán recorrer aproximadamente 1000 kilómetros para jugar las primeras cinco visitas.

Los rivales serán Jicaral, Limón, San Carlos, Saprissa y Sporting.

Entrenamientos en casa

Pensando en lo competitivo, el club brumoso realiza trabajos desde la casa, debido a la orden sanitaria emitida la semana pasada por el Ministerio de Salud.

Los trabajos son supervisados por el preparador físico de la institución, Daniel Vargas, quien está en constate comunicación con los futbolistas de la planilla.

Cada quien se amolda a las condiciones de sus lugares de residencia y lo que se evita es la pérdida en la continuidad de trabajos físicos de pretemporada.

Vargas señaló que, “todos los preparadores físicos de los clubes nacionales deben amoldarse a la nueva realidad y por eso es que se prepara un plan alternativo”.

En principio, Cartaginés y los otros siete clubes que no han podido realizar entrenamientos presenciales esta semana, regresarán a sus reductos el próximo lunes.