Última Hora

La experiencia del costarricense Andrey Amador estará al servicio del equipo Ineos Granadiers en la Vuelta a España a partir de este martes, en una edición atípica por la pandemia de COVID-19 que arrancará en la localidad de Irún, en el País Vasco.

Será la quinta participación del nacional en la Vuelta, la primera con el uniforme de Ineos, mientras que sus piernas acumularán ya 16 competiciones en grandes vueltas, sumando sus siete Giros y seis Tours.

Su debut en España coincidió en 2014 con la mejor ubicación en la clasificación general cuando terminó en el puesto 30. Ese año también había participado en el Tour como le tocó en este 2020.

Amador se presenta como integrante de uno de los equipos favoritos a ganar la camiseta roja con el ecuatoriano Richard Carapaz, ganador del Giro en 2019 y mejor exponente en el Tour anterior. 

"Estoy muy motivado. He preparado muy bien la Vuelta y tengo muchas ganas de hacerlo muy bien. "Vengo en muy buenas condiciones, espero que todo siga saliendo bien y sobre todo estar en la disputa de este gran 'tour'", aseguró este lunes Carapaz en rueda de prensa.

En la formación también aparece el británico, Chris Froome, ganador de la competencia en 2011 y 2017 y quien confirmó que trabajará para Carapaz. “Es difícil saber en qué situación estoy”, mencionó Froome en la que será su despedida del equipo.

Otro de los aspirantes al título será el esloveno, Primoz Roglic (Jumbo-Visma), quien luego de perder el Tour en la penúltima etapa ante Pogacar, tiene como meta revalidar el título conseguido hace un año.

Serán 18 etapas con final el 8 de noviembre en Madrid con metas en alto icónicas como el Angliru en Asturias o el Tourmalet en Francia, donde la nieve incluso pone entredicha su disputa.

El equipo de Ineos, además de Amador, Carapaz y Froome, lo completan Dylan van Baarle, Michal Golas, Brandon Rivera, Iván Sosa y Cameron Wurf.