Última Hora

La investigación y el manejo que ha dado la Defensoría de los Habitantes a la Unidad Presidencial de Análisis de Datos (UPAD) sigue dañando la imagen de la institución, que ahora se enfrenta al divorcio de la defensora Catalina Crespo con buena parte de su Consejo Director.

Nueve directores de la entidad enviaron este miércoles un oficio en donde le externaron a Crespo su preocupación por el reclamo que la investigación ha generado en la ciudadanía, la imprecisión y ausencia de información oficial que ha tenido su despacho en el tema y el daño que esto ha provocado en la imagen y credibilidad de la institución.

“En el contexto actual de crisis sanitaria, económica y social por la que atraviesa la sociedad costarricense, se ha levantado un reclamo ciudadano ante lo que consideran la ausencia de la Defensoría de los Habitantes en temas estratégicos y sensibles a los Derechos Humanos de la población.

“Haciendo eco de ese reclamo ciudadano, nosotros, los abajo firmantes que constituimos, por normativa vigente, el Consejo de Directores y Directoras de esta institución, una vez más le expresamos nuestra preocupación ante la imprecisión y ausencia de información oficial, sobre el manejo y la gestión de una investigación acerca de un tema sumamente delicado para la legitimidad de la institucionalidad costarricense y los derechos de las personas, como lo es el caso UPAD”, dice el oficio.

En la misiva, enviada además al directorio legislativo y los jefes de fracción de las diferentes bancadas, los directores criticaron la actitud que ha tenido Crespo para con el Consejo y la agenda “poco estratégica” que ha tenido su despacho.

“Durante su gestión, lamentablemente, este consejo no ha sido reconocido ni validado por su parte, ha tenido una convocatoria discontinua y una agenda poco estratégica planteada por su Despacho, lo cual no solo incumple lo dispuesto por el reglamento, sino que, además, imposibilita el ejercicio de nuestras competencias en este órgano colegiado”, dice.

El reclamo se origina luego de que este martes la Defensora desestimara una convocatoria que realizó el Consejo para sesionar de manera extraordinaria y conocer los pormenores del caso UPAD.

Crespo aseguró en ese oficio que el Consejo no tiene potestad para convocar a una sesión sin antes consultársele a ella y que la rendición anual de cuentas que tendrá este jueves ante los diputados le impedía celebrarla hoy, tal y como solicitaron los directores. En su lugar propuso hacerlo el viernes a las 9 a. m. o a las 7 p. m. si es que esa comparecencia se extiende.

“Resulta incoherente la segunda convocatoria que Ud. propone en su oficio, sea viernes 26 a las 7 p.m. por ser contraria a las disposiciones sanitarias y las restricciones de tránsito existentes”, dijeron los directores, quienes esperan que esa sesión se celebre el viernes a primera hora.

La misiva detalla que la última vez que fueron convocados por la Defensora fue el 25 de mayo anterior para informarles, superficialmente, sobre uno de los incidentes ocurridos con la UPAD e indicarles que en caso de ser abordados por la prensa todas las consultas debían canalizarse por su despacho.

“En esta oportunidad no fue posible obtener información de su parte, que nos permitiera cumplir con la función asesora que nos corresponde (…) dos días después, formal y respetuosamente algunos de los suscritos, le solicitamos convocar al Consejo de Directores para revisar la actuación institucional desde el control interno, con la participación de la Auditora Institucional. No obstante, por diferentes razones, ésta ha sido postergada por Ud. en varias oportunidades sin que a la fecha esta sesión se haya podido realizar”, añade el oficio.

“Con gran preocupación, recibimos su mediante el cual no solo coarta el ejercicio de nuestros deberes, sino que reitera una seria amenaza a la transparencia que no solo debemos a lo externo, sino también a lo interno de la institución.

“Ello lamentablemente en momentos en que la institución, injustamente, se ve expuesta a cuestionamientos que resquebrajan su credibilidad y afecta la confianza de la población, situación que ocurre cuando el país pasa por una de sus más graves crisis, por lo que consideramos que el silencio y la excusa nunca ha sido válida y, mucho menos, en estos tiempos”, añadió.

Crespo comparecerá este jueves ante el Plenario legislativo a partir de las 9 a. m. para brindar el informe anual de labores de la Defensoría de los Habitantes.