Última Hora

La alerta fue recibida por Guardacostas tras la llegada de una embarcación sospechosa a las costas de Limón, la cual procedía de Jamaica.

La nave sospechosa, ante la presencia policial en la zona, optó por arrojar la droga al mar y huir a gran velocidad, dejando en el sitio 110 paquetes de diferentes tamaños.

Estos estaban flotando a unas 38 millas náuticas del puesto de guardacostas de Portete, en aguas del Caribe.

Los paquetes fueron subidos a bordo de las embarcaciones de Guardacostas y llevadas a Limón, donde fueron puestos a disposición de la Policía de Control de Drogas. Los 110 paquetes pesaban cerca de 260 kilogramos.

En el operativo participó un avión estadounidense tipo P3, el cual estuvo prestando colaboración con sobrevuelos para descartar la presencia de más droga.

Pese a la búsqueda exhaustiva en el lugar, las autoridades no lograron detener a los sospechosos de trasegar la droga.