Última Hora

En tiempos de coronavirus, los niños de una escuela en Santo Domingo de Heredia tuvieron una "fiesta de la alegría" diferente, pero muy especial.

Las maestras del centro educativo Santa María, junto a los padres de familia, se organizaron para entregar a cada estudiante un paquete de golosinas y expresarles lo mucho que los quieren y extrañan.

Ellas fueron casa por casa regalando las confites, siempre manteniendo una distancia prudente, utilizando mascarillas y guantes. De esta manera, no exponen a sus alumnos a un posible contagio de COVID-19.

Para transportarse utilizaron un vehículo decorado con globos y otros elementos que, sin duda, llamaban la atención de otros conductores. 

En todos los hogares fueron recibidos con sorpresa y las sonrisas de los niños confirmaban el cariño y agradecimiento hacia las 'teachers'.

"Mi amor muchas felicidades, has hecho un gran esfuerzo. Ahora a disfrutar las vacaciones. Te queremos muchísimo de verdad. Ahora sí nos despedimos, así de codito", le decía la maestra a una de las estudiantes, en apego a las disposiciones sanitarias.

Para conocer todos los detalles de estas emotivas visitas puede ver el video adjunto.