Última Hora

El ministro de Salud, Daniel Salas, informó este miércoles sobre una nueva estrategia para mitigar el impacto del COVID-19 en las zonas productivas del país.

Se trata de las “burbujas productivas”, muy similares a las "burbujas sociales" ya conocidas. El objetivo es minimizar los contactos de los trabajadores fuera del ámbito laboral.

Según Salas, podría ser una clase de “campamento” dentro de las empresas. Sin embargo, deben analizarse las condiciones en los diferentes centros laborales.

Aseguró que, si se aplica con rigurosidad, se podría contener el riesgo de transmisión comunitaria.

“Estamos en un momento diferente completamente y los empresarios entienden. Son personas con un nivel de entendimiento muy alto y saben que estamos en una situación sanitaria muy comprometedora para el resto de la población y que si no nos movemos con rapidez (…) entre más casos tengamos, hay más riesgo que se instaure trasmisión comunitaria no solo en un lugar específico sino en diferentes partes del país”, comentó el jerarca.

Este miércoles se confirmaron 49 casos en empresas empacadoras de San Carlos.

Por su parte, el ministro de Agricultura, Renato Alvarado, confirmó que muchas de estas plantas tenían protocolos sanitarios y se relajaron.

El Ministerio de Salud intervino, se realizó una desinfección del lugar y un muestreo a los colaboradores para conocer su estado de salud y corroborar si se pueden reincorporar a sus labores.

“Lo importante es que los empresarios costarricenses y los ciudadanos podamos ayudar hacer esa contención porque esto vamos a sacarlo todos los costarricense juntos, no solo las acciones de los ministerios”, comentó Alvarado.

Salud aseguró que si las empresas no cumplen las medidas sanitarias no podrán operar.