Última Hora

Cara a cara: así es como policías costarricenses y nicaragüenses vigilan la línea fronteriza en La Cruz de Upala, Alajuela. 

La zona únicamente está demarcada por un mojón. Ahí, los oficiales de ambas naciones se ubican a pocos metros de distancia, frente a frente, debido a que es un lugar sensible para el paso de migrantes.

Jason Padilla, subjefe regional de la Fuerza Pública, reconoció que es un punto de fácil ingreso aunque no está autorizado. Por esa razón, refuerzan la vigilancia del lado costarricense. 

También han tenido que replantear las estrategias debido a la época lluviosa. Según el oficial, los pasos utilizados con frecuencia ahora tienen agua acumulada y, como se dificulta el tránsito, los ilegales buscan otras entradas. 

Observe los detalles sobre el operativo fronterizo en el video adjunto.