Última Hora

En plena crisis generada por el coronavirus, un importante grupo de vecinos de Upala jugaban un partido de béisbol, hasta que llegó la policía para pedir que suspendieran el juego.

Según informó el Ministerio de Seguridad Pública, el hecho ocurrió la tarde de este Jueves Santo en la comunidad de La Cruz, distrito de Delicias de Upala.

Durante un patrullaje que efectuaban los oficiales de la Fuerza Pública local, de repente escucharon un griterío que venía de un potrero y una casa cercana.

Tras acercarse, notaron que era un partido de béisbol, en el que además de jugadores, también detectaron a un grupo de personas haciendo "barra".

Según el informe, en total había unas 25 personas entre jugadores y espectadores.

Los miembros de la Fuerza Pública les hicieron ver las medidas ordenadas por el Ministerio de Salud, enfocadas en evitar aglomeraciones de personas, con el fin de prevenir contagios por Covid-19.

Fue así como los vecinos "entraron en razón" y suspendieron el juego.