Última Hora

La Asociación Nacional de Empleados Públicos, algunos diputados y la Cámara Nacional de Turismo (Canatur) coinciden en que el impuesto solidario que pretende cobrar el gobierno a las personas que están trabajando para dárselo a quienes son desempleados o, para los que tuvieron una disminución importante en el salario por la crisis nacional que se vive por el coronavirus, se le debe de cobrar a los que más tienen y no a la clase media trabajadora.

José María Villalta, diputado del Frente Amplio, afirmó que el país necesita un plan agresivo con dineros públicos para ayudar a las personas desempleadas.

“Me da vergüenza que le pongan un impuesto a las personas trabajadoras que apenas ganan 500.000 colones y que apenas salen con el pago de sus cosas. Hoy presentamos un proyecto sobre la renta a las grandes ganancias de las empresas que generan muchas utilidades, estos pueden contribuir un poco más”, indica el frenteamplista.

Villalta además señaló que, “propondremos un impuesto a salarios públicos y privados de un 5% pero a los salarios que superan los 3 millones de colones y no a la clase media como lo propone el propio Ministro de Hacienda”.

La diputada oficialista Paola Vega, asegura que mantiene su posición dada hace algunos días “si vamos a hablar de impuesto solidario deberá ser solo sobre quienes tenemos los salarios más altos”.

Otro de los que opina de igual manera es el diputado socialcristiano, Pablo Heriberto Abarca, quien declara que es una injusticia castigar a los trabajadores.

“Comprendo el aporte solidario, pero con un rango más alto que el que gana más pague y no los que la pulsean y hoy hacen de tripas chorizo”, señaló Abarca.

Por su parte, el secretario de la ANEP Albino Vargas, ve como una barbaridad el impuesto solidario para los trabajadores y discurre que lo que está haciendo el gobierno de Carlos Alvarado y, casi todas las medidas que están tomando por el Covid-19, es para agravar a los trabajadores y empobrecerlos más.

“Este es el gobierno que defiende los intereses del gran capital. Por qué no le ponen un impuesto o recogen un monto de lo que se tiene para la deuda política, un impuesto a las ganancias de capital o a las profesiones liberales. Se le debe de cobrar a esas personas que han hecho grandes capitales y que hoy no están poniendo absolutamente nada”, recalcó.  

Para Vargas, en el país hay grupos empresariales que se están enriqueciendo por esta crisis. “Es inadmisible y no podemos permitir que se cargue este problema a la clase trabajadora costarricense. Es muy fácil ponerle impuesto a quienes menos tienen”.

Rubén Acón, presidente de la Cámara Nacional de Turismo (Canatur), le comentó a Teletica.com que a nivel personal considera que debe ser un impuesto en donde el que gana más aporta más.

“El establecer el impuesto solidario va en la medida correcta pero no conozco los detalles de cómo el Ministro de Hacienda pensó en estructurarlo. El sector privado es quien aporta la mayor cuota de sacrificio por la pandemia y el sector público también debe de aportar y no únicamente los empleados”, señaló Acón.

Añadió también que “el gobierno debe de analizar medidas de contención de gasto porque de lo contrario el país va a entrar en una situación difícil”.

Teletica.com intentó conocer la opinión de la Unión Costarricense de Cámaras y Asociaciones del Sector Empresarial Privado (UCCAEP), pero manifestaron que no se van a referir al caso por no conocer bien de lo que trata el impuesto luego de que el presidente de la República, Carlos Alvarado, desmintiera la versión que dio el Ministro de Hacienda sobre cobrar el monto a quienes ganan más de 500.000 colones.

Este jueves en horas de la mañana el jerarca de Hacienda Rodrigo Chaves afirmó que propondrá a la Asamblea Legislativa la creación de un impuesto solidario a todas las personas que ganen más de 500 mil colones, esto con el fin de ayudar a los sectores más golpeados por la crisis generada por el coronavirus.

Horas más tarde, el propio presidente Alvarado dijo a través de la red social Twitter que el gobierno no presentará ningún proyecto que ponga impuestos a estos salarios.