Última Hora

Este lunes el presidente Carlos Alvarado giró varias directrices a los bancos estatales para que se analice la posibilidad de brindar soluciones a empresas, Pymes y el sector productivo. 

Consultados al respecto dos economistas destacaron la celeridad de estas respuestas, más aún con el lento ritmo que usualmente exhiben los cambios en el país.

Eli Feinzaig y Daniel Suchar aplauden que el Gobierno se ha movido a buen paso, pero insisten en que hay todavía mucho por hacer.

Este miércoles Alvarado pidió una prórroga de pagos al principal y los intereses de los créditos por el tiempo que sea necesario, una disminución en las tasas de interés según las condiciones de cada préstamo y una extensión del plazo de los créditos y pagos extraordinarios al principal sin penalidad.

“Estas medidas van en la línea de readecuar los créditos a la realidad de cada deudor”, explicó Feinzaig.

Por su parte Suchar aclaró que este tipo de medidas no van a permitirle a los deudores dejar de responder por sus préstamos.

“Vamos a bajar las cuotas y extender el plazo no significa que no vas a pagar, sino que será más tarde”, añadió Suchar.

Más por hacer

Ambos expertos también dejaron en claro que hay camino por recorrer y que el Gobierno se verá obligado, más adelante, a seguir buscando soluciones y planes para ayudar a la economía a mantenerse a flote.

Suchar sentenció: “El tiempo apremia, las decisiones se están tomando muy rápido para Costa Rica, pero muy lento para el coronavirus”.

Feinzaig aprovechó para recordar que muchas de las medidas que se plantean de cara a la emergencia desde el Ejecutivo y la Asamblea Legislativa se vienen discutiendo hace varios años en el país y que de haberse aprobado antes actualmente habría más margen de acción.

Finalmente destacó medidas como cambios a la base contributiva y flexibilización de jornadas laborales como impulsos necesarios que se deberán dar en los próximos días.