Última Hora

Dicen que al ser brumoso se está acostumbrado a sufrir y una vez más quedó demostrado.

Por 93 minutos estuvieron adentro de la fase final, una misión que se les ahoga en los últimos cinco años y cumplieron al derrotar 2-0 a Limón FC, como dicen, hicieron lo suyo, pero la suerte no les ayudó en uno de los desenlaces de primera fase más emocionantes de los últimos años.

Con su libreto bien aprendido el Cartaginés salió con todo por el partido y consiguió el primer tanto en un cobro de esquina de Paolo Jiménez que dejó servido el tanto para el uruguayo Joaquín Aguirre que cabeceó solo al minuto 14.

Limón quiso levantarse, pero ímpetu blanquiazul no los dejó y cerca del final de la primera parte recibieron el segundo dardo. Manfred Russell definió con un toque sutil a la derecha para poner el 2-0 al 41’.

Los dirigidos por Hernán Medford se adueñaron de la pelota y cuidaron el marcador, pese a que los caribeños no inquietaron más el arco de los visitantes.

Con el pitazo final, vino algo de tranquilidad, pero aún faltaba el resultado en el Coyella Fonseca, luego vino lo impensado…

Escuchando en el centro del campo del Ebal Rodríguez, los jugadores se tomaron las manos a la cabeza, hubo lágrimas y caras largas. Medford solo atinó a dar vueltas pensativo… San Carlos anotó al minuto 93 con un gol de Juan Vicente Solís y clasificaba a las semifinales por encima de los blanquiazules.

Cartaginés se ahogó en la orilla, un desenlace triste para un cuadro que lo luchó hasta el último minuto, eso sí, reaccionó tarde y en los partidos en casa, donde pudo haber hecho más, bien les hubiera evitado una enorme tristeza una vez más.

Repase las principales incidencias del juego acá: