Última Hora

Nacional

El caso Aldesa en pocas palabras

La Fiscalía de Delitos Económicos inició este lunes doce allanamientos en viviendas y oficinas, como parte de una investigación por el llamado caso Aldesa.

Bárbara Marín Hace 6/10/2019 10:27:00 AM

Para empezar a entender el  caso de Aldesa, es necesario tener claro que esta Corporación es un Grupo que tiene varias sociedades. Unas de estas sociedades se dedican a ofrecer asesoraría en inversiones de manera pública, por ejemplo, Aldesa Puesto de Bolsa y Aldesa Fondos de inversión. Allí hacen la invitación es para que cualquiera que tenga interés y el dinero lo haga.

Otra de las sociedades, especificamente la llamada Aldesa Corporación de Inversiones, también ofrecía invertir dinero, pero la oferta no era pública, sino más bien de manera privada, sólo con algunos clientes particulares.

Así las cosas, la Superintendencia General de Valores (SUVEGAL) regula y vigila las actividades que son públicas, pero no así las que ocurren a nivel privado.

En marzo anterior, la fiscalía de Fraudes recibió una denuncia por presuntos delitos de estafa, administración fraudulenta y retención indebida contra el presidente de todo el Grupo, Javier Chaves Bolaños.

La denuncia señala que cerca de 500 clientes de Aldesa corrían el riesgo de perder $200 millones que fueron invertidos en proyectos inmobiliarios por medio de Aldesa Corporación de inversiones. La preocupación surgió por que en los últimos meses la mayoría de estas personas no habían recibido los intereses  prometidos.

Los reclamos también señalan la aparente inducción a error a la que fueron expuestos los ofendidos inversionistas, quienes creyeron que todas las operaciones de Aldesa eran supervisadas por la Superintendencia General de Valores (SUGEVAL).

Como se explicó líneas atrás, las ofertas públicas si son reguladas por SUGEVAL, pero no así las privadas.

El presidente de Aldesa, por medio de un comunicado de presa, confirmaba el monto que reclamaban los ofendidos, pero aseguraba que la empresa haría frente a la deuda con un plan de contingencia.

Como parte de los argumentos, Chaves hacía referencia a que la crisis fiscal les había generado problemas de liquidez, situación que impidió realizar los pagos de intereses desde el mes de enero.

El 8 de marzo, Aldesa anunció una solicitud ante el Juzgado Concursal de San José, que pedía suspender los pagos a los inversionistas por un plazo máximo de 3 años, mientras resolvían los problemas a lo interno. Esta petición que fue rechazada de plano por el juzgado.

Desde entonces, Aldesa procedió con una serie de despidos y el cierre de su puesto de bolsa, como parte de las medidas para solventar el problema de liquidez.

La Superintendencia General de Valores (Sugeval) y la Superintendencia de Entidades Financieras (Sugef), recalcaron no tener responsabilidad en el caso debido a que no están obligados a intervenir en operaciones privadas de captación de recursos, caso contrario cuando si se oferta públicamente.

Sugeval añadió en el caso de Aldesa Corporación de Inversiones ni siquiera califican legalmente como entidad intermediación financiera, o sea no pueden andar captando de manera pública.

Chaves respondió que la empresa, a lo largo de 28 años, ha negociado con inversionistas del mismo modo, por lo que no se puede reclamar ilegalidad.

Pero no sólo se investiga a Aldesa Corporación de Inversiones, sino ahora también a Aldesa Puesto de Bolsa, pues se indaga si por medio del puesto de Bolsa algunos corredores ofrecieron estas inversiones privadas.

Sugeval ha recibido al menos 15 denuncias, por lo que desde el 20 de mayo inició con un proceso administrativo sancionatorio contra Aldesa Puesto de Bolsa, por presuntos incumplimientos a la normativa reguladora del mercado de valores.

La Superintendencia deberá determinar por qué Aldesa Puesto de Bolsa no llevó registros contables de las operaciones de pagos de cuentas por cobrar, por un periodo de nueve meses.