Última Hora

Este año el tradicional sonido de los tambores, las liras y el colorido del desfile en honor al héroe nacional fue silenciado.

La crisis por el coronavirus obligó a suspender la celebración del 11 de abril, en su lugar, el presidente Carlos Alvarado y la alcaldesa de Alajuela, acudieron al parque Juan Santamaría para dejar una ofrenda floral.

Los vecinos o quienes pasaban por el centro de la ciudad extrañaban la algarabía de los estudiantes, aunque todos estaban conscientes de la importancia de quedarse en casa.

El presidente Alvarado reafirmó el mensaje de unidad nacional para derrotar al COVID-19, en la conmemoración de los 164 años de la batalla de Rivas, en la que el país detuvo la invasión de los filibusteros.