Última Hora

El director de la Caja Costarricense del Seguro Social (CCSS), Román Macaya, confirmó que la prueba COVID-19 que le realizaron a una extranjera que ingresó en condición irregular al país dio negativa.

Además mencionó que la joven de 17 años está embarazada y permanece en el centro médico.

“Por tratarse de una menor de edad en condición vulnerable intervino el PANI, Migración y la Cruz Roja, por ser menor no vamos a dar más detalles de su estado de salud”, agregó Macaya.

Ella había ingresado hace cuatro días con un grupo de personas por la frontera con Nicaragua y se mantenía bajo supervisión y vigilancia de policía de Migración.

La joven presentaba fiebre de 39 grados, congestión nasal, tos y dificultad para respirar, por lo que permanecía aislada en el hospital de Upala.

El director de la CCSS explicó que no será devuelta a su país de origen ya que “Costa Rica tiene un código de la niñez que privilegia a los menores en nuestro país sin importar nacionalidad para protegerlos”.

El Ministerio de Seguridad Pública (MSP) se mantiene por aire, ríos y tierra con operativos para tratar de evitar ingreso de extranjeros por esta zona del país.

Hasta el Sábado Santo se han rechazado a 5.367 personas extranjeras que buscan ingresar al país, según datos del MSP.