Última Hora

La Fiscalía investiga el caso de una pareja que ocultó un diagnóstico de COVID-19 en el Hospital San Juan de Dios.

El esposo de una mujer embarazada la acompañó al centro médico para la cesárea. Cuando estaba en la sala de Emergencias y Obstetricia, negó dos veces que tuviera la enfermedad, tras la consulta de los médicos.

Sin embargo, el esposo de la paciente informó, posteriormente, que estaba contagiado.

"La Fiscalía Adjunta del I Circuito Judicial de San José indicó que no ha recibido ninguna denuncia relacionada con los hechos (...) Sin embargo, ante las distintas informaciones divulgadas en las últimas horas, este despacho determinó que abrirá una investigación de oficio", confirmó el Ministerio Público tras una consulta de este medio.

Debido a esta situación, el Hospital San Juan de Dios tuvo que aislar a 16 funcionarios que atendieron el parto por cesárea. 

“Es una irresponsabilidad que los pacientes y acompañantes, a su ingreso a los centros médicos, se nieguen o no informen que en la familia hay una persona con orden sanitaria por COVID-19 o que han estado en contacto con personas confirmadas o sospechosas”, dijo la doctora Ileana Balmaceda, directora del establecimiento de salud.

Tanto al recién nacido como a la madre se les hizo una prueba de COVID-19: el resultado de la mujer salió positivo, mientras que el bebé está libre del nuevo coronavirus. 

Teletica.com consultó al Ministerio de Salud si en este caso se podría aplicar alguna sanción. 

"La nueva legislación establece el cobro de un salario base a quien incumpla órdenes o medidas especiales o generales dictadas por las autoridades de salud", respondieron.

Además, si el irrespeto es una orden de aislamiento aplica:

  • Un salario base a la persona con factores de riesgo de un cuadro grave por una enfermedad contagiosa.​
  • Tres salarios base a la persona sospechosa de una enfermedad contagiosa o a aquella que, aun sin presentar síntomas o signos evidentes de dicha enfermedad, sea objeto de orden de aislamiento en razón de ser contacto cercano a un agente causal de la enfermedad.
  • Cinco salarios base a la persona que, médica o clínicamente, haya sido diagnosticada de una enfermedad contagiosa.

Las autoridades se referirán al caso específico en la conferencia de prensa de este viernes.