Última Hora

Una familia sobrevivió de milagro al impacto de una piedra de casi dos metros que se desprendió de una montaña y rodó hasta su casa.

Rodrigo Aguilar recuerda lo que ocurrió la mañana del viernes, un desprendimiento en el cerro la Mona en Mata de Plátano de Puntarenas llevó una piedra de casi dos metros hasta la casa de su hija.

El impacto destruyó parcialmente la vivienda en la que dormían dos adultos y cuatro menores.

Esta familia asegura que los desprendimientos de material son comunes pero nunca había sucedido algo igual. La piedra cayó desde aproximadamente 120 metros sobre el nivel del mar y recorrió casi 200 metros.

Pese a que la vivienda ahora está parcialmente destruida, agradecen que nadie estaba en la habitación por donde entró la piedra y que nadie resultó herido.

Personal de la alcaldía local y de la Comisión de Emergencias se hizo presente en el lugar.

Cristian Trejos -afectado tras el incidente- es pensionado y no está en capacidad de trabajar, el Instituto Mixto de Ayuda Social (IMAS) colaborará con alquiler por tres meses pero si usted quiere ayudarles por favor comuníquese al teléfono 8822-8757.