Es una gran iniciativa que tiene diversos ejes de impacto.

Primero evita el contagio de las personas, ya que permite que reciban los alimento sin necesidad de salir de sus casas.

El manejo de todos los productos se hace con estrictos protocolos es de higiene. Además, ofrecen precios aún más bajos que los supermercados y dan trabajo a las personas desempleadas de la zona.

A la fecha 10 personas trabajan en este proyecto de entrega de alimentos.

La entrega la realizan a las busetas de turismo que actualmente están desempleados.

Los repartidores usan trajes aislantes y no tienen contacto con el cliente en su casa.

Actualmente hay tres tipos de cajas que van desde los 30 mil y hasta los 50 mil colones y que incluyen entre 17 y 25 productos variados.

Hasta el momento, Pura Vida Box ha hecho entregas en 6 provincias y 21 cantones en todo el país.

Muchas de las entregas son donaciones a familias de escasos recursos.