Última Hora

La Corte Suprema de Justicia acordó esta tarde el cierre funcional del Poder Judicial, dejando en funcionamiento únicamente aquellos servicios mínimos esenciales, hasta el próximo 3 de abril.

La medida mantendrá trabajando a todos los funcionarios que puedan realizar su trabajo de manera remota, pero suspende la asistencia de todas las personas funcionarias que deben presentarse a las distintas instalaciones del Poder Judicial para cumplir sus tareas y no sean necesarios para brindar los servicios mínimos esenciales.

Según el acuerdo, los magistrados de las cuatro salas se mantendrán trabajando, ya sea de forma remota o presencial según considere cada magistrado.

El Poder Judicial mantendrá todos los servicios mínimos para los casos más sensibles como aquellos relacionados con prisión preventiva, medidas cautelares, pensión alimentaria, violencia doméstica.

En todos los casos donde las personas deben seguir asistiendo para garantizar los servicios mínimos, el Poder Judicial tomará todas las medidas preventivas necesarias para minimizar el riesgo de contagio.