Última Hora

En una actividad parlamentaria que se realizó en Limón el jueves anterior para celebrar el día de las personas afrodescendientes, la legisladora oficialista, Paola Vega, prefirió quedarse sentada cuando se realizó una oración para arrancar esa actividad.

Ella se incomodó por la oración que se realizó en un acto político.

Al día siguiente el sacerdote de la parroquia de San Joaquín de Flores publicó la foto de la diputada y al lado una imagen de un caballo. Añadió el texto, “al buen entendedor con pocas palabras”.

De inmediato la iglesia envió un comunicado de prensa firmado por la conferencia episcopal en el que se desmarcaron de la gestión del sacerdote.

El sacerdote dijo este lunes a Telenoticias que por recomendación del obispo no se puede referir al tema, sin embargo, en las últimas horas, hizo una nueva publicación que dice "quiero de todo corazón ofrecer una disculpa a todo aquel que haya ofendido con mi comportamiento en esa red social".

Mientras tanto, un diputado del partido cristiano Restauración Nacional criticó la actuación de su colega.

Por su parte la diputada insiste en que no se debe combinar la política con acciones religiosas.