Última Hora

El mundo registró más de 30 millones de casos de coronavirus, que se expande por Europa con una tasa de transmisión "alarmante", por lo que países como España y el Reino Unido se preparan para anunciar nuevas medidas sanitarias a partir de este viernes. 

Desde este viernes, y por tres semanas, Israel quedará sometido a un nuevo confinamiento general. Una medida que sacó a las calles de Tel Aviv a unas 400 personas el jueves por la noche, descontentas con la decisión anunciada la semana pasada por el primer ministro, Benjamin Netanyahu.

"¡Cuando Netanyahu anunció el reconfinamiento, pensé en matarme!", declaró Yael, una manifestante. "La economía cae, la gente pierde su empleo, está deprimida. ¿Y para qué? Para nada", comentó. 

En el país, de 9 millones de habitantes, se han confirmado 1.163 muertos por coronavirus. Es, además, el país con mayor tasa de contagios en las dos últimas semanas.

Más de 30 millones de casos de covid-19, incluyendo más de 943.000 decesos, fueron registrados oficialmente en el mundo, según un recuento de la AFP basado en fuentes oficiales el jueves a las 19H45 GMT.

Con 197.589 decesos, Estados Unidos es el país más castigado por la pandemia, por delante de Brasil (134.935 muertos) e India (83.198 fallecidos). Esos tres países agrupan a la mitad de los enfermos contabilizados en el mundo.

En Europa, donde el número de nuevos casos es superior a los registrados en marzo y abril, el nivel de transmisión fue considerado "alarmante" por la Organización Mundial de la Salud (OMS), y llevó a las autoridades de varios países a plantear medidas más estrictas. 

- "Ser duro" para salvar la Navidad -

"La única manera de asegurarse de que el país puede disfrutar las navidades es ser duro ahora", afirmó el primer ministro británico, Boris Johnson, en una entrevista al diario The Sun.

A partir del viernes, en varias zonas del noreste de Inglaterra, donde viven casi dos millones de personas, estará prohibido reunirse entre diferentes hogares, los pubs no podrán servir en la barra -sino únicamente en mesa- y todos los lugares de entretenimiento tendrán que cerrar entre las 22h00 y las 05h00.

Además, en Inglaterra están prohibidas las reuniones de más de seis personas, niños incluidos.

Los nuevos contagios se han disparado en el Reino Unido, el país con más fallecidos de Europa (casi 41.700). Los casos diarios han superado el umbral de los 3.000 desde hace varios días.

En España, otro país duramente afectado con más de 30.400 muertos, las autoridades de la región de Madrid reconocieron que se habían visto desbordadas ante el resurgimiento galopante de la pandemia.

En las últimas semanas, la región, de 6,6 millones de habitantes, concentra un tercio de los nuevos casos y de los nuevos decesos registrados en España.

"Hay que hacer lo que haga falta para controlar la situación en Madrid", afirmó este jueves el ministro español de Sanidad, Salvador Illa.

El número de enfermos explotó en los barrios y ciudades más modestas del sur de la capital, donde se contaron más de 1.000 nuevos casos por cada 100.000 habitantes en las dos últimas semanas. Una incidencia muy superior a la media nacional (285), que ya de por sí es una de las más altas de Europa.

- El fantasma del reconfinamiento -

Frente al empeoramiento de la situación, las autoridades regionales debían anunciar este viernes nuevas restricciones que entrarán en vigor a partir del sábado o del lunes. El objetivo es "restringir la movilidad y también reducir la actividad en las zonas (...) donde se produce una mayor transmisión del virus", indicó Antonio Ruiz Escudero, responsable regional de Sanidad.

Una perspectiva que reavivó el espectro de un reconfinamiento, en una ciudad que ya fue puesta a prueba por las severas medidas impuestas a los españoles en el momento álgido de la epidemia.

"No lo veo bien [un nuevo confinamiento] por las tiendas, el pequeño comercio, los bares chiquititos que viven de eso, los colegios... la gente ya está muy agobiada de estar en casa, ha sido muy duro el confinamiento" de la pasada primavera, dijo a la AFP Maribel Quesada, una jubilada de 55 años residente en Puente de Vallecas, uno de los distritos más afectados de Madrid.

Y al otro lado del Atlántico, la directora de la Organización Panamericana de la Salud (OPS), Carissa Etienne, advirtió de los riesgos de retomar una vida "casi normal" y de las flexibilizaciones prematuras de las restricciones.

En América Latina y el Caribe, el coronavirus ya ha provocado más de 317.000 fallecidos y 8,5 millones de contagios.

En Perú, donde se superaron los 750.000 casos de coronavirus, se relajará el toque de queda nocturno y dominical, gracias a una mejora de las cifras, anunció el presidente Martín Vizcarra.

En tanto, en Canadá, la provincia de Ontario adoptó medidas disuasivas contra las fiestas privadas y las reuniones informales, para evitar así posibles focos de contagio: los organizadores de reuniones de más de 10 personas en viviendas y de más de 25 personas en el exterior podrán ser sancionados con una multa mínima de 10.000 dólares canadienses (7.600 dólares, 6.400 euros).