Última Hora

Australia prolongará hasta al menos el año que viene su plan de ayuda económica para proteger el mercado laboral de las consecuencias de la pandemia de coronavirus, anunció este martes el gobierno.

El primer ministro Scott Morrison dijo que las ayudas a los desempleados y a los negocios que tienen problemas para mantener el empleo continuarán hasta el menos el final del año que viene y probablemente más allá.

Australia debería sufrir su primera recesión en casi 30 años y se enfrenta a una tasa de desempleo de dos dígitos.

En este contexto el gobierno decidió ampliar su plan de estímulo hasta un total de 86.000 millones de dólares australianos (60.000 millones de dólares).

El gobierno ya distribuyó unos 30.000 millones de dólares australianos en ayudas a cerca de un millón de empresas que han visto caer su facturación por la crisis.

El plan ha permitido a unos 3,5 millones de trabajadores conservar sus empleos, según estimaciones del gobierno.

El primer ministro dijo que el programa para luchar contra la "recesión covid-19" ha servido para "salvar negocios y salvar sustentos".

El anuncio de la extensión del plan coincide con la decisión de volver a confinar a unos cinco millones de australianos en Melbourne, la segunda ciudad del país, para frenar un rebrote del coronavirus.

Entre febrero y mayo de este año dos millones de australianos perdieron su empleo o vieron reducidas considerablemente el número de horas de trabajo.

Australia registró hasta ahora más de 12.000 casos de covid-19 y hay 3.000 casos activos en el Estado de Victoria, del que Melbourne es capital.