Última Hora

La presión sobre las autoridades australianas para que den inicio a la campaña de vacunación contra el coronavirus va en aumento, pero el primer ministro, Scott Morrison, subrayó el martes que no se van a correr "riesgos inútiles".

Varios países del mundo ya han comenzado su campaña, pero el órgano regulador australiano dará su visto bueno sobre las vacunas en un mes y las primeras dosis serán administradas a finales de marzo.

Morrison, que cuando irrumpió la pandemia afirmó que Australia sería un "líder" en materia de vacunación, dio a entender este martes que los países más golpeados por el virus, como el Reino Unido, se vieron obligados a conceder las autorizaciones de manera urgente.

"Australia no está en una situación de emergencia como el Reino Unido. No vamos a escatimar medios y no vamos a correr riesgos inútiles", dijo el dirigente conservador a la radio l3AW.

En líneas generales, Australia logró contener la pandemia, pero recientemente hubo varios focos en las dos mayores ciudades del país: Sídney y Melbourne. Desde el inicio de la pandemia, Australia, con una población de 25 millones de personas, registró unos 30.000 contagios y menos de 1.000 decesos por coronavirus.

Según Morrison, el Reino Unido, que registra en estos días unas 60.000 nuevas infecciones por día, esta "en las primeras fases" del despliegue de la vacuna y ha experimentado "algunos problemas porque actúan apremiados por la urgencia".

El responsable consideró que las campañas de vacunación en el Reino Unido y en Estados Unidos, entre otros, darán a Australia más informaciones sobre los fármacos que los ensayos clínicos.

Australia ha previsto comprar unos 54 millones de dosis de la vacuna desarrollada por el grupo británico AstraZeneca con la universidad de Oxford y unos 3,8 millones de estas dosis comenzarán a llegar en estos días al país.

También firmó acuerdos para adquirir este año 51 millones de dosis de la vacuna desarrollada por el estadounidense Novavax y otros 10 millones de la fabricada por los laboratorios Pfizer/BioNTech.